¿Cómo Lavar Campera de Pluma?

Llega el invierno y con él vuelven las camperas acompañadas de un material aliado: la pluma. Las camperas de pluma se volvieron una moda en los últimos años, ya que son perfectas para todo, tanto salidas casuales como más nocturnas. Su uso constante, hace que tarde o temprano necesiten un lavado y, al ser un material tan delicado, surge la duda sobre ¿Cómo Lavar Campera de Pluma? Por eso saber algunos tips podrían ser de mucha utilidad para no dañar la prenda.

En esta nota, se apuntarán consejos más que útiles para quienes se preguntan Cómo Lavar Campera de Pluma. Para realizar la tarea del lavado existen dos opciones. La primera es a mano y la segunda es usando el lavarropas.

Aunque parezca redundante, hay que considerar y prestar atención a la etiqueta con las instrucciones del fabricante. Existen detergentes especiales que se deben usar de acuerdo con la descripción de cada producto.

A su vez, todas estas sugerencias y recomendaciones, también se pueden aprovechar para bolsas de dormir, y otras prendas compuestas por materiales de pluma.

¿Cómo Lavar Campera de Pluma? Algunas instrucciones previas

  • Una primera recomendación es no usar el lavado en seco. Los solventes usados en este tipo de limpieza remueven los aceites naturales de la pluma, lo que la desgasta y reduce notablemente la vida útil de la ropa.
  • Los suavizantes y blanqueadores, tampoco son la mejor opción.
  • No usar máquinas pequeñas, menores a cargas de diez kilogramos. Para estas ocasiones lo mejor es lavar a mano.

Máquinas de carga frontal

  • Si la prenda tiene cierre, lo recomendable es cerrarlo y abrir los bolsillos. En cambio si es una bolsa de dormir, hay que abrir por completo el saco para limpiar el interior.
  • Programar el lavarropa en ciclo suave y corta, usando agua fría o en su defecto tibia.
  • Es importante limpiar los residuos del compartimiento del detergente y agregar, en caso de ser posible, algún producto especial para este tipo de camperas o jabón neutro en su defecto.

Para equilibrar el giro de la máquina, y aprovechar el lavado, se pueden agregar toallas, sábanas de una plaza o un par de camisas. De esa manera se optimizarán los recursos y se contribuirá a un equilibrio sustentable.

Lavado a mano

  • Utilizar algún balde grande o, en caso de ser posible, la bañera. Luego hay que dar vuelta la prenda dejando el interior expuesto.
  • Llenar la bañera o recipiente con agua tibia, hasta cubrir completamente la prenda.
  • Usar un limpiador apto para plumas o jabón neutro y agitar el agua para mezclarlo.
  • Refregar la prenda con suavidad para remover la suciedad, sin sacar la campera del agua.
  • Al terminar el lavado, dar vuelta la prenda y devolverla a la posición normal.

Consejos útiles para la etapa de secado

El secado de una prenda es tan importante como su lavado y cuidado. Por eso, no hay que dejar de destacar dos tipos de secados que se pueden usar, sin importar el lavado que se usó previamente.

Secado manual

Este tipo de secado es mejor hacerlo en primavera y verano. En los días más fríos, el tiempo de secado puede ser muy largo, por lo que en esos casos se recomienda una secadora.

  • Para comenzar, hay que enrollar la prenda con cuidado, haciendo presión suavemente hasta sacar el exceso de agua que haya en ella. Esto habría que repetirlo varias veces, para que quede bien.
  • Luego envolver la prenda en una toalla; lo que ayudará a sacar más agua y eliminar la humedad.
  • Al final hay que dejar la prenda sobre una superficie plana, que no esté expuesta al sol y tenga ventilación.

Cómo Lavar Campera de Pluma y completar el secado

  • Para evitar que las plumas pasen de un lugar a otro, dejando huecos en la campera, se recomienda introducirlos en alguna bolsa de algodón, principalmente cuando se trata de bolsas de dormir. Algunos productos, ya vienen con este tipo de productos para la limpieza.
  • Introducir en la bolsa de algodón la prenda desde un extremo. Asegurarse de dejarlo completamente desenrollado dentro de ésta, para lograr que quede bien seco. Luego meter la bolsa en la secadora (se recomienda que sea en una secadora de tamaño grande).
  • Seleccionar la opción ?ciclo completo de secado?, a una temperatura baja.
  • Después del primer ciclo de secado, hay que sacar la prenda de la bolsa de algodón y darla vuelta dejando la parte que estaba hacia adentro para afuera.
  • Luego lo ideal es comenzar un nuevo ciclo de lavado, repitiendo los pasos anteriores. Hasta que esté completamente seco y no existan amontonamientos de plumas.

Al finalizar el secado, se tiene que dejar la prenda por 48hs a ventilar antes de guardarlo nuevamente. Si se nota algo de humedad, es importante no guardarla porque esto puede causar hongos y arruinar las plumas.

En estos casos, donde se encuentra humedad o abultamiento de las plumas, significa que la campera no está completamente seca por lo que se debe repetir el proceso de secado.

Durante todos los procedimiento ya mencionados, es normal que alguna pluma se asome por la tela, en esos casos no se debe tirar de la pluma hacia afuera, ya que esto provocará que se salgan muchas más y se grande el agujero.

Para esto, es recomendable tirar de la pluma por detrás, tomándola junto con la tela y devolverla hacia adentro. Luego masajear levemente la tela en la zona para que el agujero se cierre.

En conclusión

Al momento de leer la nota Cómo Lavar Campera de Pluma es posible que surjan muchas dudas, o que el procedimiento se torne tedioso. La realidad es que se trata de una prenda delicada, generalmente costosa, y de una calidad excelente que puede durar muchos años.

Su cuidado, lavado y secado apropiados son ítems claves para optimizar la inversión y conservar esa prenda tan incondicional y compañera en las bajas temperaturas.

Ahora que conoces cómo lavar camperas de plumas, ¿te animas a usarla?

Encontrá el producto que buscás a un clic de distancia. Todos los diseños, estilos y las mejores marcas están en Falabella.com.